Parece que así debe leerse, en voz de los canteros que ya están enumerados arriba.

Cerrar ventana