Página principal

 

  Biblioteca Séneca
  Incunables
  Siglo XVI
  Siglo XVII
Investigación
  Tesis
Divulgación
  Mapas
Didáctica
De interés



Búsqueda en InterClassica


Universidad de Murcia
Vidas paralelas - Pericles

 

Cuál, pues, hubiese sido el origen, es difícil de averiguar; pero de que no se hubiese revocado el decreto, todos hacen autor á Pericles, sino que unos dicen que nació en él de grandeza de ánimo, resuelto siempre á lo mejor, aquella resistencia, estando persuadido que en lo que se demandaba se queria probar si cederia, y de que el otorgamiento se tendria por confesion de debilidad; y otros quieren más que esto hubiese sido por espíritu de arrogancia y contradiccion para que resaltase más su gran poder, viendo que tenía en poco á los Lacedemonios. Mas la causa que le hace ménos favor entre todas, y que tiene más testigos que la comprueban, es de este modo. El escultor Fidias fué el ejecutor de la estatua  Es muy sabido que fué obra suya la maravillosa estatua de Minerva. , como tenemos dicho: siendo, pues, amigo de Pericles, y teniendo con él gran influjo, se atrajo por esto la envidia, y tuvo ya á unos por enemigos, y otros, queriendo en él hacer experiencia de cómo el pueblo se habría en juzgar á Pericles, sobornaron á uno de sus oficiales llamado Menon, y lo hicieron presentarse en la plaza en calidad de suplicante, pidiendo proteccion para denunciar y acusar á Fidias. Recibióle bien el pueblo; y habiéndosele seguido á éste causa en la junta pública, nada resultó de robo, porque el oro lo colocó desde el principio en la estatua por consejo de Pericles, con tal arte, que cuando quisieran separarlo, pudiera hacerse ver el mismo peso; que fué lo que entónces ordenó Pericles ejecutasen los acusadores: así sola la gloria y fama de sus obras dió asidero á la envidia contra Fidias, principalmente porque representando en el escudo la guerra de las Amazonas, habia esculpido su retrato en la persona de un anciano calvo, que tenia cogida una gran piedra con ambas manos; y tambien habia puesto un hermoso retrato de Pericles en actitud de combatir con una Amazona. Estaba ésta colocada con tal artificio, que la mano que tendia la lanza venia á caer ante el rostro de Pericles, como para ocultar la semejanza, que estaba bien visible por uno y otro lado. Conducido, por tanto, Fidias á la cárcel, murió en ella de enfermedad, ó, como dicen algunos, con veneno, que para mover sospechas contra Pericles le dieron sus enemigos; y al denunciador Menon, á propuesta de Glucon, le concedió el pueblo inmunidad, encargando á los generales que celaran no se le hiciese agravio.


 
Volver
Inicios | Agradecimientos | Sobre InterClassica | Servicio de notificaciones | Contacto | RSS RSS | Twitter Twitter

Fundación Séneca Universidad de Murcia Campus Mare Nostrum

Copyright © 2006 - 2022 InterClassica - Universidad de Murcia
InterClassica utiliza eZ publish™ como gestor de contenidos.
 
 
Contenido
Pericles

          1-20
        21-39
             21
             22
             23
             24
             25
             26
             27
             28
             29
             30
             31
             32
             33
             34
             35
             36
             37
             38
             39