Página principal

 

  Biblioteca Séneca
  Incunables
  Siglo XVI
  Siglo XVII
Investigación
  Tesis
Divulgación
  Mapas
Didáctica
De interés



Búsqueda en InterClassica


Universidad de Murcia
Guerra del Peloponeso - Libro III

 

No conviene en manera alguna darles esperanza de que podrán alcanzar perdón de nosotros por buenas razones, ni menos por dinero, so color de decir que erraron por flaqueza humana, pues nos han injuriado a sabiendas y no forzados, y el error es digno de perdón y misericordia cuando no se hace con voluntad determinada. Por estas razones, al principio me opuse al perdón y, ahora, también lo contradigo, diciendo que no revoquéis lo que ya tenéis determinado ni queráis errar en tres cosas que todas ellas son muy perjudiciales para la república, es a saber: la misericordia, dulzura de palabras y facilidad. La misericordia debemos usarla con los que la hacen, no con los que no la tienen y de propia voluntad se prestaron a ser vuestros perpetuos enemigos; los retóricos, que presumen deleitar y persuadir con dulces palabras, tendrán ocasión de mostrar y ostentar su elocuencia en otras materias de menos importancia y no en aquéllas en que la ciudad, por un pequeño deleite en razonar con elocuencia, recibe gran daño; y la facilidad debemos tenerla con los que esperamos sean buenos y obedientes en adelante, y no con los que después de perdonados quedarán no menos enemigos nuestros que antes lo eran. Por abreviar razones, digo que, si me queréis creer, obraréis con los Mitileneos según justicia y vuestro provecho; y, si no lo hacéis, gratificáis a ellos y condenáis a vosotros. Porque, si han tenido justa causa de rebelarse, conviene confesar que los señoreamos injustamente; y, aun cuando fuese así, sería también conveniente que los castigásemos contra justicia y razón por nuestro provecho, si queréis ser sus señores, y si no, abandonad el mando que tenéis sobre ellos. Pues habéis escapado del peligro, haced como los hombres prudentes y discretos; si queréis perseverar en vuestro señorío, debéis darles la paga según su merecido y hacerles entender que no tenéis el corazón menos lastimado por vengaros de ellos que antes. Ahora que habéis escapado del peligro en que os pusieron con sus tramas y asechanzas, considerad lo que hubiesen hecho con vosotros si fueran vencedores; que los que sin causa ni razón injurian a los otros meten la mano hasta el codo y procuran destruirlos por completo, sospechado del peligro en que después se verán si caen en manos de sus enemigos. Cualquier hombre que se ve injuriado y ultrajado por otro sin razón, si escapa de las manos de su contrario, toma de él más cruel venganza que tomaría de un mortal enemigo. No queráis, pues, ser traidores a vosotros mismos, antes considerando los inconvenientes que pocos días ha os ocurrieron por causa de éstos, y teniéndolos en vuestras manos como deseabais primero, pagadles en la misma moneda. No os mostréis tan blandos y mansos por el estado y seguridad en que están las cosas al presente, que os olvidéis totalmente de las injurias y ultrajes que éstos os han hecho; castigadles según su merecido para dar singular ejemplo a los otros aliados, y para que, si alguno se rebelare de aquí en adelante, sepa que le ha de costar la vida. Porque, si tienen entendido esto de veras, desecharéis el cuidado de pensar en combatir con vuestros amigos y aliados en lugar de pelear con vuestros enemigos.»


 
Volver
Inicios | Agradecimientos | Sobre InterClassica | Servicio de notificaciones | Contacto | RSS RSS | Twitter Twitter

Fundación Séneca Universidad de Murcia Campus Mare Nostrum

Copyright © 2006 - 2022 InterClassica - Universidad de Murcia
InterClassica utiliza eZ publish™ como gestor de contenidos.
 
 
Contenido
Libro III

          1-20
        21-40
             21
             22
             23
             24
             25
             26
             27
             28
             29
             30
             31
             32
             33
             34
             35
             36
             37
             38
             39
             40
        41-60
        61-80
      81-100
    101-116